martes, 30 de diciembre de 2014

¿Qué significa Presbicia Emocional?





 
Alguien me dijo una vez que las cosas desde lejos siempre son más sencillas de ver y que a medida que uno se acerca, los objetos pierden nitidez.
 
¿Qué significa presbicia?
Presbicia significa literalmente: “ojo envejecido”. Con los años, el cristalino pierde flexibilidad, se vuelve más rígido, haciendo que los objetos cercanos resulten más difíciles de ver y siendo necesario, situarlos a una mayor distancia para poder enfocarlos correctamente. Si no se pone solución, aparece sintomatología como dolores de cabeza o fatiga.
Este problema se corrige con el  uso de lentes progresivas.
 
¿Cómo aplicamos esto a las emociones?
Presbicia emocional es mi marca personal y también, el término que he querido utilizar para designar a aquellas personas que, en las distancias cortas, perdemos perspectiva haciendo que en ocasiones seamos  incapaces de  “ver", sentir y analizar, con cierta racionalidad, cuando el objeto se encuentra demasiado cerca, llegando a provocar  “ceguera emocional”.
Se trataría, por tanto, de una forma de vincularnos que resulta perjudicial para uno mismo y que lleva asociado desgaste y sufrimiento. Este tipo de relaciones, aunque si bien es cierto, que es más común en el ámbito de la pareja puede darse en cualquier circunstancia, con amigos, en la familia, en el trabajo.
Las personas con presbicia son conscientes de su situación pero no se encuentran o no tienen las herramientas necesarias para ponerle solución, llegando a actuar de forma incomprensible e incluso dolorosa para los que lo rodean, sobretodo, si es gente que te quiere.
Presbicia es en parte, una crítica, un desnudo, pero también es un mensaje  para todas aquellas personas que se puedan sentir identificadas con estos escritos,  quiero que entiendan que uno puede llegar a convertir, con el tiempo, trabajo y altas dosis de paciencia, su mayor debilidad, en una gran fortaleza y poder, por tanto, salir mejorado de todo esto J
Este blog tratará principalmente de ello. Hablaré sobre relaciones y formas de relacionarnos, patrones funcionales y disfuncionales, pautas para identificarlos, perfiles de personalidad, sexo, relaciones tóxicas, amor y enamoramiento, sentimientos, emociones, mecanismos fisiológicos, biológicos y psicológicos implicados en todo esto y un largo etcétera…
No pretendo convertirlo en un ideario, simplemente un lugar de encuentro donde nos conozcamos y me conozcáis. ¡Gracias por leerme!
 

 

No hay comentarios:

Publicar un comentario